Français

Historia de la marca

Seigneurie

Seigneurie y la pintura,
una pasión de más de 100 años

De un modesto comercio parisino …

En 1880, Moisés Haguenauer, un vendedor parisino de pinturas, pone las bases de lo que más tarde se convertiría en la aventura industrial Seigneurie. Instalado en París, les vende por entonces a los pintores de brocha gorda los ingredientes necesarios para la preparación de sus pinturas: aceite de lino, gasolina, blanco molido y colorantes. En 1911, cuando los hijos del fundador toman el relevo de la empresa, ésta se traslada a Pantin.

... al fabricante de dimensión internacional

En 1919, tras la interrupción de la actividad durante la guerra, ambos hermanos reactivan su negocio y toman una decisión muy audaz para la época: fabricar y comercializar pinturas ya preparadas para el uso. Pasan así, de comerciantes a fabricantes. La empresa se amplía; se construyen talleres y un laboratorio donde poner a punto y probar las nuevas formulaciones. En 1930, la razón social de la empresa “Hijos de M Haguenauer” se acompaña de la mención “Fábricas Seigneurie”, nombre del barrio de Pantin donde ejercían sus actividades.

En 1953 se crea la fábrica de Bobigny; más tarde ,en 1963 la de Genlis donde hoy día se fabrican varios productos de la marca. En 1968, la empresa traslada su emplazamiento histórico de Pantin a Bobigny y adopta la razón social “Seigneurie”.

En los años 70, para hacer frente tanto a su desarrollo en Francia como al mercado internacional, Seigneurie se aproxima a la Sociedad Nacional de los Petróleos de Aquitania (que más tarde se llamará Elf Aquitaine) para después integrarse en el grupo Total.

En 2007, Seigneurie se une a la división Architectural Coatings EMEA del grupo PPG Industrias.

Hoy día, la marca Seigneurie es distribuida en más de 200 puntos de venta en la Francia metropolitana; también es n°1 en provincias y territorios de ultramar de África y se hace cada día más conocida por sus prestigiosas obras en España, en Portugal o en Asia, particularmente en China.